PRISIONERO DEL MAR

Letra: Ernesto Cortázar / Música: Luis Arcaráz

 

Soy prisionero del ritmo del mar,

de un deseo infinito de amar

y de tu corazón.

 

Voy a la playa tu amor a buscar,

a la luz de la luna cantar

mi desesperación.

 

Quiero llegarte a querer

en un amanecer

con quietud de cristal.

Quiero llegarte a tener

en un atardecer

de inquietud tropical.

 

Ven mi cadena de amor a romper,

a quitarme la pena de ser

prisionero del mar.

 


Luis Arcaraz (1910-1963) fue miembro de una importante dinastía de artistas. Su tío, Pedro (cantante) y su padre Luis (músico y director de orquesta), fueron empresarios del desaparecido Teatro Principal y dueños del mismo hasta 1915, cuando se presentó la muerte de Luis padre. Luis hijo perteneció tanto al teatro mismo, donde por cierto nació en 1920, heredando sensibilidades de todo aquel entorno.

Sus éxitos como compositor se vincularon primordialmente al bolero. En 1933, estrenó su primer acierto: Juguete de amor, al que siguieron otros como Sortilegio, en tiempo de fox. Finalmente, se convirtió en director de orquesta en 1939, para trabajar en el Tap Room del Hoel Reforma. Cuando el cine mexicano decidió elaborar proyectos más ambiciosos, tanto en elenco como en producción, Luis Arcaráz se vinculó a esta industria a partir de la película La Liga de las Canciones, donde estrenó su primer éxito internacional: Prisionero del Mar, interpretado por Ramón Armengod. A este bolero siguió, por la misma línea: El que pierde una mujer, Qué pasó, Despecho y otros que culminaron con el éxito de Quinto patio, años más tarde.

 

More in this category: « HAY QUE SABER PERDER CHACHA LINDA »